Julio 22, 2018

No Abuse de los Anuncios en su Boletín Electrónico - ¡Perderá! Featured

No Abuse de los Anuncios en su Boletín Electrónico - ¡Perderá! https://pixabay.com/es/icono-redes-internet-social-3256062/

Me suscribo a un gran número de publicaciones electrónicas, algunas de las cuales proporcionan publicidad gratuita para sus abonados. En los últimos tiempos ha surgido una preocupante tendencia de abusar del privilegio de publicar un anuncio en publicaciones electrónicas.

 

La evidencia indica que un gran número de personas han adquirido el hábito de suscribirse a revistas para recibir los anuncios gratuitos y usan una dirección de correo electrónico falsa (o desechable).

El procedimiento consiste en colocar un anuncio gratuito y nunca mirar hacia atrás.



El razonamiento detrás de esto es que quienes publican los anuncios de la gratuitos se beneficiarán del servicio y no tendrán que pagar el "precio" de la lectura de la publicación electrónica.

Usted espera que otros puedan leer su anuncio, ¿por qué no darles la sencilla cortesía de la lectura de los suyos?

 

En un artículo anterior en el que tocaba el tema de los anuncios gratuitos mencionaba que este servicio es un privilegio concedido a suscriptores, y no un servicio que ningún editor de boletines electrónicos esté obligado a proporcionar.

El título de este artículo es "El magnífico regalo de la Publicidad Electrónica Gratuita".

 

Quienes presenten un anuncio para publicación utilizando un correo electrónico falsa o desechable le cuestan a los editores de boletines electrónicos una gran cantidad de tiempo y esfuerzo que podría ser gastado en actividades más productivas.

 

Esto se convierte en una pesadilla con rendimientos decrecientes, que rápidamente podrían provocar la mayoría, si no todos, los editores de la publicación electrónica de discontinuaran totalmente los anuncios gratis.

Llegados a este punto, usted estará pensando probablemente, "¡Gran cosa!"

 

Ya creo que es un gran problema. Los sitios que permiten colocar anuncios clasificados gratuitos son casi totalmente ineficaces porque esta misma mentalidad se utilizó para abusar de ellos.

¿Qué tan efectivo es un anuncio que nadie lee?

 

Tal como lo veo, quienes quieran suscribirse a un boletín electrónico con el propósito de presentar un anuncio deben al menos estar dispuestos a proporcionar una dirección de correo electrónico válida y otorgar al editor la cortesía de la lectura de su publicación electrónica.

Una vez que el correo electrónico descartable esté llena, todos los mensajes nuevos enviados a esa dirección rebotarán.

 

De este modo, el editor no puede verificar la dirección de correo electrónico de la persona que envía el anuncio y el anuncio no se publicará.

Todo esto es una gran pérdida de tiempo y esfuerzo.



¿Cómo se sentiría usted si publica un boletín electrónico y grupos de personas suscritas sólo el tiempo suficiente para conseguir un anuncio gratis y luego desaparecen?

Trate de ponerse en el lugar del editor y mirelo desde ese punto de vista.

 

El uso de falsificación o el uso de direcciones de correo electrónico descartables con el único fin de abusar el privilegio de presentar un anuncio es el mismo que el de enviar correo basura (spam) a alguien.

No hay nada ético o moral en esta práctica.

 


Sin duda, voy a recibir algunas respuestas airadas por la siguiente declaración, pero que así sea.

 

Ningún editor debe sentirse obligado a proporcionar anuncios gratuitos para obtener suscriptores.

El contenido de su boletín electrónico habla por sí mismo.

 

Cuando el editor desea ayudar a los abonados al permitirles la publicación de un anuncio, el anunciante debe estar obligado a ser un abonado regular de la publicación electrónica.

Algunos encuentran esto difícil de creer, pero Internet no debería ser un campo de batalla.

 

Decida cooperar con los editores en vez de ir a la guerra contra ellos y va a lograr resultados mucho mejores.

 

Uno de los mayores atributos de Internet es que los usuarios se ocultan detrás de una pantalla de ordenador. Nosotros somos juzgados por nuestra apariencia, raza, color, credo, condición social u otras cosas.

Se nos juzga únicamente por lo que mostramos a otros acerca de nosotros mismos.

 

Esta es también la parte más fea de la Internet. Los que son groseros, descorteses y codiciosos pueden esconderse detrás de sus pantallas de ordenador y cometer actos indignantes con total impunidad.

Es como quien recibe una enorme cantidad de dinero.

 

El dinero no hace que una persona sea buena o mala, sólo aumenta su capacidad de expresar la bondad o maldad.

 



Seguro que se ha visto el alma buena y apacible, de modales suaves que se convierte en un loco furioso cuando conduce un vehículo.

La Internet se ha convertido en "el vehículo" para algunos de nosotros.

 

El futuro de Internet está en nuestras manos. Podemos hacer que un vertedero de basura o uno de los mayores benefactores conocidos por la humanidad.

La cortesía y decencia se necesitan en Internet lo mismo que en las relaciones cara a cara.

¡Le deseo el mayor éxito en todos sus proyectos!

 

 

Rate this item
(0 votes)
Robert Taylor

¡Un Nuevo generador de dinero increible llega a Internet! Paquete de alojamiento web increíble con acceso enorme archivo de Secretos en Internet Secrets.http://www.roibot.com/w.cgi?R538_GL1 (Enlace inválido, se coloca por petición del autor).




Anuncios de Google